Portada » Viajes » Alquila una furgoneta y haz que tu mudanza sea más rápida

Alquila una furgoneta y haz que tu mudanza sea más rápida

Por Redacción , 20 octubre, 2020

La mudanza, por regla general, se convierte en un momento estresante, parece que nunca va a acabar y hay multitud de cajas que trasladar a la nueva vivienda. Algunas personas deciden hacerlo por su cuenta, poco a poco incluso con su propio coche. Aunque esto supone a veces una gran incomodidad por los viajes que hay que dar y por el hecho de que la mayoría de cosas no entran. Por ello, son cada vez más las personas que deciden contar con empresas de alquiler de furgonetas. Gracias a ellas se pueden adquirir furgonetas que facilitan el transporte. Este  tipo de vehículos tienen mucho espacio y están adaptados para transportar todo lo que se necesite, desde muebles, electrodomésticos, mesas, sillas, camas completas… Cualquier cosa que el usuario quiera llevar a su casa nueva cabe en una furgoneta seguro. Hay muchas empresas disponibles en el mercado, pero Esteban Rivas es una de las más consolidadas del mercado. Lleva años trabajando en el sector de automóviles y ha ampliado sus servicios hasta ofrecer vehículos para poder hacer mudanzas. Una empresa que sigue conservando su carácter de compañía familiar, pero que sigue adaptándose a la perfección ante las necesidades del mercado.

Beneficios de alquilar una furgoneta para mudanzas 

Alquilar una furgoneta para hacer una mudanza tiene múltiples beneficios, desde autonomía hasta la comodidad, que supone transportar todos los muebles a la nueva casa con la tranquilidad de que lo conducirá alguien de confianza. Entre los beneficios más destacados es posible encontrar:

Flexibilidad. Si se alquila una furgoneta para la mudanza se podrá disponer de ella el tiempo que sea necesario, desde un par de horas hasta días. Se adapta a la perfección a las necesidades del cliente y los viajes que necesite dar para completar su mudanza. No hay límite de viajes, siempre dependerá del usuario y cómo se organice. Por lo que no hay que tener prisas, la mudanza se puede realizar con tranquilidad y comodidad.

Modelos. Hay posibilidad de elegir el vehículo que se quiere usar para realizar la mudanza. Dependiendo de las necesidades de la persona se podrá elegir una furgoneta que tenga más o menos capacidad. Habitualmente las empresas ofrecen al menos dos tipos de modelos.

Coste. Alquilar directamente la furgoneta supondrá un coste mucho más bajo que alquilar una empresa que ofrezca servicios para realizar la mudanza. La mano de obra encarece mucho más el coste del servicio. Es más útil recurrir a amigos o familiares que quieran echar una mano en la mudanza.

Seguridad. Uno de los puntos que más preocupa a los usuarios es la seguridad de que todos los muebles, elementos decorativos y electrodomésticos lleguen sin ningún tipo de desperfecto. De esta manera, alquilando una furgoneta se asegura a la persona que va a realizar la mudanza, que todo llegue de forma correcta. Utilizar el coche tampoco es una gran opción porque no se encuentra habilitado para realizar este tipo de tareas, puede ser muy engorroso y sin duda puede suponer un gran riesgo para el usuario.

Gasolina. El gasto en gasolina será mucho menor, ya que la furgoneta cuenta con mucho más espacio que cualquier otro vehículo y por lo tanto, el número de viajes se reduce considerablemente.

Comodidad. En todo momento, el usuario decide no solo qué días y a qué horas transportar, sino cómo colocar cada objeto dentro del vehículo. De este modo, las furgonetas alquiladas para mudanzas consiguen que la experiencia sea mucho más personal y cercana para quien realiza una mudanza. Así se evitan también preocupaciones constantes sobre si llegará todo bien o no.

Consejos para realizar una mudanza

Nuevo mobiliario. Es importante que antes de realizar la mudanza se tenga en cuenta todo aquello que se necesita y desechar también aquello que realmente no sea necesario o que no encaje con la decoración de la casa.

Tranquilidad. Hay que tener mucha paciencia porque no siempre saldrá todo bien a la primera, hay que tomarse todo con filosofía y dejarse llevar. Mudarse es algo a veces complicado, si es un cambio de ciudad supone una vida diferente y nuevas experiencias.

Servicios. Dar de baja el internet, cambiar la correspondencia a la nueva casa son cosas que se deben tener en cuenta. Esto último sobre todo para  evitar que comunicaciones importantes puedan ser extraviadas. El papeleo puede volverse algo eterno sino se hace con tiempo.

Protección. Proteger lo máximo posible todos los muebles para evitar posibles daños, no hace falta sacar lo que hay en su interior si se puede transportar así. Se pueden proteger con papel de burbuja, cinta de embalar, protector de esquinas y cajas de cartón de diferentes tamaños.

Otros tips para tu mudanza son: pintar antes de mudarte o hacer una limpieza. En definitiva, hacer una mudanza alquilando una furgoneta será mucho más fácil y rápido que contratar una empresa que ofrezca servicios o usar un vehículo propio para trasladar todo los muebles.

Deje un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.