SOS Twitter |
Portada » Columnistas » A pie de página » SOS Twitter

SOS Twitter

Por Esther Bendahan , 23 Mayo, 2014

Vi el final del partido del Maccabi y el Real Madrid, había un público entregado del Maccabi, viajeros entusiastas que acompañan a su equipo. Ya lo dijo antes un jugador del Real, ellos pueden ganar porque van muy arropados y eso ayuda. Algo así. ¿Donde estaban los furiosos twitteadores por la pérdida de un partido? Tras el partido se emitieron miles de Twitter en contra de los judíos, lamentando que fallara el exterminio. El problema no son únicamente los ofensivos insultos, ni el odio en los miles de comentarios anti judíos, ni siquiera la alusión a una de las más perversas herramientas para el horror. Lo doloroso es que suena a otro tiempo. Ya sucedió, y empezó así, como empieza el mal, en lo aparente, sin importancia. ¿Es que acaso la humanidad no progresa? ¿Qué diría Freud, Roth, Kafka? ¿Libertad de expresión o agresión? Los rankings de racismo me resultan insoportables, medir la injuria y el odio, qué país es más, mientras se recuerda y se quiere educar para la convivencia, es como si lucháramos contra huracanes. En realidad a muchos nos gustaría no deber ocuparnos más de estos temas, a pesar que como dijo Freud no hay nada que hacer, hay que hacerlo, creo.

Y llegó Twitter (el fuego en manos de babuinos). ¿Qué dolencia padecen quienes se creen impunes e insultan incluso con sus nombres propios? No es únicamente en este caso sino como viene sucediendo habitualmente, niños acorralados, políticos difamados. Donde esta la línea de la verdad, nadie puede confirmar una noticia (¿necesita la Web un sello de calidad?), ni defenderse del acoso (¿cómo son ajenos los educadores?), cada niño o joven, cada suicidio motivado por la difusión inaceptable de contenidos personales nos concierne a todos. Hay que responder. Se necesita una reflexión profunda, no hablo de límites, sino de derechos. Por un lado leyes abiertas pero seguras, por otro pensamiento que nos oriente. Un medio que puede servir para impulsar, dar voz, para buscar la verdad sirve para difundir la rabia, el odio, la violencia, lo bueno es que sabemos que están allí, acechando. Ellos mismos  se están delatando.

5 Respuestas a SOS Twitter

  1. Manuel Márquez Responder

    23 Mayo, 2014 a las 8:41 pm

    Nunca es la pistola la que mata, sino la persona cuya mano la empuña y la dispara. Pero está claro que la ‘potencia de disparo’ siempre facilita la tarea, y ésa es una circunstancia que no cabe ignorar. Complicado buscar el punto de equilibrio. Pero necesario, claro…

    Saludos y buen fin de semana.

    • reina Responder

      28 Mayo, 2014 a las 5:43 pm

      Tienes razón, pero igual que se controla la venta de armas, se debate si si o si no, es importante saber que debe haber señales de circulación, felicidades por el articulo, y Manuel, estoy de acuerdo, pero creo que hay que prevenir.

  2. David Almaraz Responder

    25 Mayo, 2014 a las 10:42 am

    Creo que este articulo es realmente acertado y valiente, pues va al fondo de un problema real y que mas pronto que tarde se tendría que afrontar por parte de los intelectuales, periodistas y políticos de todo el mundo. Hoy el concepto de libertad de expresión debería revisarse en foros que permitan un debate abierto y sin miedo a ser políticamente incorrectos. Pues la libertad de expresión nunca debería confundirse con la impunidad a atacar sin escrúpulos utilizando la cobertura y anonimato que ciertas plataformas o redes sociales de internet ofrecen en un mundo tan contactado. Por la misma razón que desde el invento del periódico, la radio o televisión siempre han tenido un editor en jefe sea cual sea la tendencia política de esos medios, quizá debería existir un ente regulador a nivel mundial que revise a fondo y sin prejuicios el concepto de libertad de expresión, sin que eso suponga coartar la critica o manifestar el libre pensamiento de los individuos , pero si los ataques incitadores de odio que no contribuyen en nada al desarrollo de las libertades individuales y colectivas.

    • reina Responder

      28 Mayo, 2014 a las 5:45 pm

      estoy de acuerdo, es cierto…

  3. javier Responder

    25 Mayo, 2014 a las 10:08 pm

    El fuego en manos de babuinos, aún queda mucho por hacer para conseguir que la democracia y la tolerancia sean lo nuestro, lo cotidiano.

Deje un comentario