Reinterpretada I. La nueva temporada del Museo Lázaro Galdiano |
Portada » Agenda Cultural » Reinterpretada I. La nueva temporada del Museo Lázaro Galdiano

Reinterpretada I. La nueva temporada del Museo Lázaro Galdiano

Por Laura Ávila , 2 septiembre, 2014

Lugar: Fundación Lázaro Galdiano

Fecha: Desde el 26 de septiembre.

Dirección: c/Serrano 122. Madrid.

Para la próxima temporada el Museo Galdiano prepara nuevas vías para la experimentación artística. A partir  de finales de septiembre tendremos la oportunidad de disfrutar de forma diferente a la habitual el arte y la colección Lázaro Galdiano.

Una de las nuevas propuestas expositivas será Reinterpretada I. Un proyecto de carácter experimental propuesto por Rafael Doctor. Una serie de diálogos entre artistas contemporáneos y las obras de la Colección Lázaro reactualizando, de esta forma, los contenidos de la misma.

Para esta primera edición el Museo Lázaro Galdiano contará con la colaboración de Enrique Marty (Salamanca, 1969), uno de los artistas más reconocidos del último arte español.

Marty y Rafael Doctor han planteado un novedoso proyecto en el que sacarán 16 cuadros de gran formato a la calle. Los lienzos se exhibirán en los muros que rodean la institución en la confluencia de las calles Serrano y María Molina.

De esta manera, el aspecto exterior del Museo se transformará radicalmente y cualquier viandante se convertirá en espectador casual de este trabajo, pasando a formar parte del proyecto.

Las pinturas reinterpretadas son obras pertenecientes a la Colección Lázaro: piezas de Goya, Madrazo o El Bosco, han sido el punto de partida  de estas nuevas colecciones.

Pero Reinterpretada I no termina ahí, en las salas del Museo se expondrá otras creaciones de Marty: dibujos, esculturas, e incluso, instalaciones que dialogarán en el espacio con las obras de la colección.

Por último, se presentará una publicación a modo de catálogo particular de Enrique Marty sobre la Colección Lázaro Galdiano. Se realizará una tirada de 400 ejemplares, de los cuales la mitad están intervenidos manualmente en la portada por el artista en la continua obsesión de volver a representar la iconografía del Museo.

Deje un comentario