¿La problemática actual se debe al Islam o al mundo musulmán? |
Portada » Social » ¿La problemática actual se debe al Islam o al mundo musulmán?

¿La problemática actual se debe al Islam o al mundo musulmán?

Por Natalia Méndez , 5 abril, 2014


Recientemente me vi inmersa en este debate, y me hizo reflexionar bastante hasta llegar a esta conclusión. Antes de abordar el tema creo que se debe aclarar que una religión no es nada por sí misma, y que no existe una religión como tal; pues siempre estará supeditada al entendimiento o interpretación de quien la investigue, adore o la propague. Por tanto, el origen ante cualquier problema o falta de comprensión de una religión debe buscarse tanto en sus inicios o bases como en sus religiosos.

Un ejemplo de ello es que el Islam nació como una corriente más de aceptar y acatar la palabra de Dios, no para enfrentarse a las religiones ya presentes; de hecho comparte parte de sus profetas o bases con el Judaísmo y el Cristianismo. Su contenido es intocable pero interpretable de mil formas; son aquellos que profesan su fe los que han adecuado la religión a su personalidad o pensamiento particular.

Dicho esto tengo que admitir que soy de las personas que no ven problemática alguna en el mundo musulmán o islámico actual. Antes de juzgar las premisas o costumbres de otras religiones debemos ser conscientes y realistas, y ante todo comparar cosas que sean equiparables. Cuando los occidentales criticamos a los musulmanes o su forma de vida lo hacemos desde el punto de vista cristiano (generalmente), y si partimos desde ahí ya vamos mal. Pues para empezar no podemos comparar una religión con unos 2000 años de historia, y que conocemos “bien”, con una religión que nació en el siglo VII de nuestra era. La evolución de sus doctrinas, pensamientos y planteamientos es directamente proporcional al tiempo transcurrido desde su implantación. Así pues, bajo mi punto de vista, si queremos comparar Cristianismo con Islam, deberemos hacerlo con el Cristianismo de hace 700 años; tiempo o “bagaje” en los que el Cristianismo supera al Islam.

Una de las primeras “pegas” planteadas contra el Islam es su cierre ante occidente, pero es que, si dejamos el egocentrismo exacerbado de estas últimas décadas de lado, ¿por qué han de dejar de lado sus costumbres, ritos o forma de vida para equipararse a occidente? ¿por qué no puede suceder al contrario? los sectores musulmanes o islámicos abiertos a la influencia occidental o de raíces cristianas los llamamos “moderados” o “consecuentes”. Mientras que todos aquellos cerrados en continuar con su religión a su forma son tachados, como poco, de sanguinarios. Obligamos a personas de cultura y religiones distintas a obviar parte de lo que son para formar parte de lo que nosotros queremos que sean (pero que muchos de nosotros no cumplimos), somos tan poco tolerantes que no aceptamos las diferencias. Y lo peor es que repetimos los mismos errores una y otra vez: en los inicios del Cristianismo buscando ser únicos y exponer nuestra idea como la única válida distintas y numerosas congregaciones eclesiásticas arrasaron ciudades y poblaciones bajo el ultimatum de <<o eres cristiano o no eres nada>> porque le mataban (uno de los ejemplos más sonados en este caso es el de Hipatia de Alejandría). A Cristo le asesinaron por no seguir una doctrina general, los cristianos pagaron con la misma moneda, y ahora (sin reconocer esos asesinatos y ayudándonos de leyes que les obliguen a cambiar) volvemos a hacerlo. Cuando esto se le afirma a los cristianos se defienden con excusas tipo <<eso pasó hace mucho>>, <<me hablas de hace 1000 años>>, <<eso fue hace 2000 años>>…

Muchos exponen el mundo islámico como un ente pasivo que no se mueve ante lo que debería cambiar: las mujeres son lapidadas; no pueden conducir; deben cubrirse, en muchos casos, todo el cuerpo salvo los ojos; etc. Y no voy a negar nada de ello, pero ¿cómo estaba el mundo cristiano hace 700 años? Porque creo que no debemos olvidar todos los asesinatos cometidos en nombre de la Iglesia por la Inquisición Española, y de eso no hace ni 600 años; igual que tampoco tenemos que dejar de lado los asesinatos a mujeres (bajo la excusa de ser brujas pero ante realidades como querer manifestar o hacer pública su inteligencia, ansias de libertad o independencia) en las quemas de brujas que arrasaron Europa hace 300 años; o las similitudes entre las vestimentas femeninas musulmanas (burkas, pañuelos, imposibilidad de mostrar algo que no sean las manos, pies o cara) y las cristianas, caso destacado el de las monjas.

Algunos investigadores y teóricos exponen a los líderes islámicos como personas sin memoria histórica; pero socialmente se ataca a los musulmanes por vengativos ya que pretenden recuperar aquellas tierras que un día fueron suyas. Quieren exportar su religión y cultura y hacerla como válida y única;eso, también lo vemos mal. Volvamos a echar la vista atrás. Hace menos de 600 años se descubrió América ¿y qué fue lo segundo que hicieron los ingleses, españoles y portugueses? Evangelizar a los salvajes que adoraban divinidades erróneas (lo primero fue saquearles). Su religión estaba equivocada y su cultura desviada, ¡la de todo un continente! Exactamente lo mismo que piensan los radicales islámicos y exactamente en la misma situación histórica de la religión (con una edad de 1400 años aproximadamente).

El mundo islámico no está inmovil, está creciendo a su ritmo, como han hecho el resto de sociedades; solo que a él se le exige mayor velocidad, cambios no naturales de estados sociológicos y admitir influencias e imposiciones externas para ello. Añadiré una reflexión más: en el Amazonas quedan, pocas, reservas con indígenas que viven como lo hacíamos en Europa en el neolítico. Se las mantiene protegidas y “aisladas” para su estudio y para no interceder en su evolución natural ¿por qué a ellos se les permite crecer y mantener un ritmo normal de crecimiento pero a los Islámicos no? Lamentablemente esto solo tiene respuesta políticas.

La conclusión de todo esto, por si me he ido por otros derroteros y no ha quedado clara, es que no creo que exista una problemática islámica, sino que el problema está en occidente: nuestro egocentrismo y aires de superioridad, unido a nuestra escasa tolerancia, nos hace ver problemas en todo aquello que no cumple nuestros ideales y órdenes. No hay una religión o cultura equivocada, hay mucha gente (de unas ideologías religiosas u otras) demasiado intolerante.

Una respuesta para ¿La problemática actual se debe al Islam o al mundo musulmán?

  1. Esteban Rodriguez Garcia Responder

    5 abril, 2014 a las 2:58 pm

    Magistral articulo, indudablemente no lo resuelve todo y tampoco responde a muchas interrogantes, pero toca el Kitts de la cuestión, “la intolerancia para aceptar las ideas y el proceso natural para transformarlas hacia una convivencia pacifica en el camino del amor y la felicidad” Erg.

Deje un comentario