La crisis económica fomenta el inicio de nuevas iniciativas en el campo educativo |
Portada » Educación » La crisis económica fomenta el inicio de nuevas iniciativas en el campo educativo

La crisis económica fomenta el inicio de nuevas iniciativas en el campo educativo

Por Clara Cordero , 12 Marzo, 2014

2013-09-16 14.14.56La crisis económica ha esparcido sus garras a todos los campos posibles. También encontramos crisis culturales que han ido desarrollándose en silencio con expresiones como el cierre de determinados y clásicos cines, problemas en la creación de nuevas películas e incluso el polémico IVA para obras de arte. En estos tiempos surgen nuevas iniciativas y emprendedurías, muchas de ellas partiendo de algo tan simple como el reciclado. Cuando hablamos desde el punto de vista literario, vemos como en los últimos años han proliferado las librerías que ampliaban su producto a través de talleres de animación a la lectura, de cuenta cuentos y todo para evitar caer en la ruina. Viendo que los libros se convertían en algo tan preciado que en una crisis no estaban permitidos, llevando al con sabido problema lector en nuestros niños. Relegando la función lectora a la obligatoria de los centros educativos y, por tanto, buscando ese ánimo lector esa motivación intrínseca real que antes prevalecía.

No en vano aparecen jornadas como la de narración oral que veremos durante este mes en Madrid o incluso las dedicadas a la lectura visual con predominio de ilustradores por doquier que buscan sumergirse en esa colección literaria mundial.

Tenemos que destacar que en toda iniciativa actual corre por sus venas ese corte ecológico, de reciclaje de todo lo que se pueda, para allanar el camino consumista en que se ve inmersa la sociedad actual, a veces, porque no queda otra. Si bien en el ambiente literario se reducía al intercambio de libros de texto, por su alto coste y su cambio periódico, llevado a cabo generalmente por las AMPA de los centros educativos, hemos encontrado nuevas iniciativas, que a modo de crowdsourcing local e in situ abren un tipo de librerías donde el intercambio es de libros generalizados.

2012-12-04-06.28Hablamos de Tuulibrería. Se trata de una librería donde acudes en busca de ejemplares obsoletos o no que la gente ha ido donando y que puedes llevártelos de manera gratuita. Aceptan donativos para seguir con su proyecto de lectura para todos, de ahí cuando nombré el crowdsourcing. Nace como una iniciativa contra la pobreza en varios ámbitos. Su labor es principalmente educativa, ya que junto a este proyecto de lectura encontramos otros de educación, de ayudas alimentarias y profesionales. En la que nos ocupa se encargan principalmente de proveer de libros a centros educativos de la Comunidad de Madrid para hacer crecer sus bibliotecas. La educación es sin duda, una de las maneras más efectivas para luchar contra la pobreza.

Hemos tenido la oportunidad de conocer a sus integrantes y realizar una entrevista a la coordinadora del proyecto, Catalina Benavides, para que nos despeje algunas dudas.Catalina

1. ¿De dónde parte la idea de crear una librería de TuuuLibrería (antes Libros Libres)?

TuuuLibrería nació en septiembre de 2012, como uno de los principales proyectos que desarrolla la Asociación de Maestros y Alumnos Solidarios (corporativamente llamada Yooou). Está inspirada en TheBookthings, un proyecto de similares características que nació en Baltimore en 1999.
Nuestro enfoque principal es evitar que los libros se tiren: siempre tienen utilidad y son un bien patrimonial que no debe destruirse. La librería adquiere libros y facilita el acceso a los mismos a todas las personas que los necesiten sin que el coste sea un impedimento. Otra de nuestras líneas de actuación es el envío de libros y material escolar a bibliotecas, fundaciones, colegios e institutos, tanto en nuestro país como en otros puntos de Latinoamérica.

2. Explícanos su funcionamiento.

Todos los libros entran por donación, no los compramos. Tampoco los vendemos: cualquier persona que lo desee puede venir a llevarse “todos los libros que le quepan en la mano”. Para mantener el proyecto vivo, pedimos donativo por los libros que los interesados se lleven: el donativo es libre y por tanto, el visitante decide qué cantidad quiere donar por ellos. También tenemos una sección de DVDs que funciona también a través de donativo, pero con la diferencia de que es préstamo y deben ser devueltos en el plazo de una semana.
En un primer momento esta iniciativa se basaba en el trueque, es decir, el uso de la librería era totalmente gratuito: no existía donativo obligatorio. Desafortunadamente tuvimos que cambiar el modelo porque no era sostenible.

3. Es un proyecto muy ambicioso ¿Qué metas os habéis planteado y en qué período de tiempo?

No recibimos subvenciones ni apoyo económico privado por lo que el único ingreso económico que obtenemos es a través de los donativos y de las suscripciones de los socios. Ahora mismo estamos intentando impulsar la participación ciudadana ya que es la única manera de poder continuar con esta actividad. En este sentido, las campañas de información y promoción de nuestros proyectos son capitales como también lo son los convenios de colaboración con entidades educativas para permitir que los estudiantes puedan realizar becas de prácticas. Estamos trabajando para propiciar que la librería se convierta en un referente en reutilización de material didáctico y cultural y se consolide dentro de, la cada vez más amplia, red de elementos de segunda mano.

4. ¿Crees que la pobreza o la crisis económica actual está llevando a que se compren menos libros y por ello a empobrecer a la población educativamente hablando?

Desde luego no se puede negar que la situación que se vive actualmente en nuestro país (al igual que en muchos otros) está llevando a un cambio de mentalidad en nuestra sociedad. Las personas miden más sus gastos en compras que, además, se dilatan en el tiempo ya que la ciudadanía mira más por ahorrar y por gastar lo mínimo e indispensable.
Muchas personas se han quedado en el paro o han visto disminuir sus ingresos de manera drástica. Por ello este tipo de iniciativas son más necesarias que nunca, aunque el motivo por el que la iniciamos no fuera propiamente la crisis que vivimos.
Con el auge de Internet también se ha percibido una disminución en la compra de libros impresos, algo que, a nuestro juicio, no es nada bueno. Las plataformas digitales suponen avances incuestionables pero no deben convertirse en sustitutivos del libro editado, que además permite enriquecer la relación entre el libro y el lector a otros niveles: desarrollar una buena memoria visual para el estudiante, el tacto con las tapas, el olor de las páginas, el recuerdo de las primeras lecturas, la compañía de las estanterías, hacen que el libro forme parte de la cotidianidad sin añadir además lo importante que es educar a los niños en este contexto de relaciones. Incluso para investigar sobre cualquier tema, para aprender a encontrar, hay que saber primero indagar en bibliotecas, buscar entre estanterías y hojear páginas; este procedimiento te lleva a descubrimientos en cadena, interrelacionados entre sí por temas y géneros, formas narrativas y datos que se suceden exponencialmente hacia el infinito, algo que, de otra forma no sería posible descubrir o al menos disfrutar: también a saber encontrar, las bibliotecas y las librerías enseñan.

5. El proyecto se sustenta con donaciones, en la web se pueden ver las cuentas claras ¿Hasta cuándo creéis que podéis subsistir de esta manera?

Somos totalmente transparentes, por ello colgamos las cuentas de cada mes en nuestra página web. Gracias a las donaciones, tanto de libros como económicas a través de la adquisición de libros y de suscripciones, podemos continuar con esta labor.
Económicamente nuestra intención es continuar con este sistema: queremos implicación social y por ello el donativo es obligatorio (aunque cada persona sea la que valore la cantidad que desee dejar por los libros que se lleve). Paralelamente recaudamos fondos para el envío de libros y para el mantenimiento general del proyecto, vía campañas y eventos; con este motivo, en los próximos meses publicaremos en nuestra página web y en redes sociales futuras iniciativas al respecto.

6. A todo aquel que quiera donar libros ¿Debe acudir al local para hacerlo o tenéis un sistema de recogida de grandes cantidades?

2012-12-04-06.27Todos los días se puede acudir a donar los libros y DVDs en la misma librería. También, y gracias a nuestros voluntarios -que colaboran con nosotros de manera totalmente altruista-, podemos permitirnos la recogida a domicilio de grandes donaciones.

7. ¿Aceptáis todo tipo de textos: cuentos, novelas, enciclopedias, de texto escolar…?

No aceptamos libros de texto ni enciclopedias, principalmente por problemas de almacenamiento y porque las ediciones de los libros de texto cambian año tras año; lo cual es un problema porque no nos permite donar a los colegios o que estos libros tengan un nuevo uso. En este sentido, también trabajamos para realizar futuras campañas, aunque nos consta que ya son los propios colegios los que están educando a los alumnos en la reutilización de los libros.

Son este tipo de iniciativas “callejeras” las que nos hacen descubrir que la cultura está en la calle, que no se esconde ni desaparece, que hay que atender muchas y diversas necesidades que, por circunstancias parece que se pierden, pero donde, ante todo, los libros son nuestros referentes, nuestra cultura escrita y no olvidada, perpetua, y por ello hay que seguir dándoles una oportunidad.

Deje un comentario