Internet viaja en cuatro ruedas |
Portada » Marcas y Empresas » Internet viaja en cuatro ruedas

Internet viaja en cuatro ruedas

Por Juliano Oscar Ortiz , 25 Agosto, 2014

El mundo se mueve a mucha velocidad desde que las distancias se esfumaron gracias a internet. A pesar de los pros y las contras ese proceso ha sido enormemente enriquecedor. Internet no deja lugar sin descubrir ni transformar y por supuesto, el coche es un punto que pide a gritos ser invadido. En cinco años, si las previsiones de la consultora especializada en automoción SBD y el GSMA (Groupe Speciale Mobile Association) se cumplen, el número de coches nuevos que tendrán elementos de conectividad multiplicará por siete.

Un estudio de IBM va aún más allá. Según sus datos, el 90% de los vehículos que salgan al mercado hasta 2020 contarán con algún elemento de conectividad. Estas novedades supondrán un mercado valorado en 39.000 millones de euros en 2018, un 300% más de los 13.000 millones que movió en 2012, otra vez según SBD y GSMA.

Las tecnológicas y los desarrolladores de aplicaciones se juegan sus mejores fichas para posicionarse en un mercado tentador y aún sin explotar. Entre este año y el que viene, las principales empresas lanzarán sus sistemas operativos para conectarse en el coche. El pionero fue Nokia con el Connected Car Consortium (CCC), pero también Apple ya desveló en marzo su CarPlay, Google confirmó a finales de junio su sistema Android Auto y en los próximos meses, acudirá Windows in the Car de Microsoft a la competición. Las empresas se mueven rápidas en procura de alcanzar la predilección del público consumidro.

Más de veinte marcas de automóviles ofrecen algún tipo de opción de conexión en donde se suceden aplicaciones con menor o mayor originalidad y funcionamiento.

De las 223 aplicaciones que los responsables del estudio han analizado, un 62% son de uso en y desde el coche y un 37% funcionan vía smartphone. Los modelos que más aplicaciones tienen son BMW, con 34 aplicaciones, seguido de Renault con 24 y de Mercedes, con 22. Opel, Ford y Lexus, por el contrario, “han de ampliar su oferta”, afirman desde el estudio. Ford, sin embargo, es de las pocas marcas, junto con Infinito, que ofrece soluciones de conectividad desde los acabados más bajos.

Sin duda, las marcas de coches seguirán invirtiendo para satisfacer el gusto de los consumidores que no solamente buscan en un automóvil un objeto que los lleve de un punto a otro.

 

Deje un comentario